martes, 16 de diciembre de 2014

15. LOS SEÑORES DE LOS ALMACILES


El matrimonio formado por el capitán don Pedro Serrano Godoy y doña Quiteria Nieto de Balboa, ambos naturales de Huéscar, fueron los que ostentaron el título de Señores de los Almaciles. Este título les viene dado por tener en propiedad la mayor parte de las tierras existentes en Almaciles y su entorno.
Don Pedro era hijo de Pedro Serrano Muñoz, natural de Huéscar y de doña Lucía Godoy de Torres, nacida en Baeza (Jaén), de la que se conoce muy poco, solamente que tuvo una hermana casada con un Atienza de Huéscar, de la que desciende una familia de escribanos de esta ciudad.
Su abuelo, don Martín Serrano, casado con doña Juana Muñoz, es el primer Serrano en establecerse en Huéscar. Don Martín vino procedente de las tierras santiaguistas de Segura de la Sierra, aunque era originario de Villena (Alicante). Su nombre aparece mencionado en el padrón de los Cristianos Viejos de la ciudad de Huéscar del año 1510. Fue Regidor de esta villa y fundador del importante Mayorazgo de los Serrano que legó a sus descendientes.
Doña Quiteria Nieto de Balboa era hija de Sancho López Nieto y de Isabel de Balboa, quienes tuvieron dos hijos más: Pedro e Isabel. El linaje de los Balboa se inicia con Fernando Ruiz de Balboa, el cual se cree que nació a finales del siglo XV en Balboa, aldea distante a cuatro kilómetros de Villafranca del Bierzo (León).
Doña Quiteria Nieto y el capitán don Pedro Serrano contrajeron matrimonio en la iglesia de Santa María La Mayor de Huéscar en el año 1572. Es de destacar la dote que llevó doña Quiteria, que ascendió a 530.058 maravedíes (declaración ante el escribano don Juan Valentín en la ciudad de Huéscar el 14 de mayo de 1571)¹. No menos importante fue la aportación de su marido al matrimonio, con un amplio patrimonio de fincas rústicas y casas, entre ellas las de Los Almaciles.
Este matrimonio no tuvo descendencia, por lo que doña Quiteria, una vez fallecido su marido en 1597 fundó un Patronato el 15 de julio de 1605 ante Martín García, escribano de Huéscar, a favor de su sobrino don Pedro Serrano de Carvajal. Entre estos bienes, aparte de los Almaciles, también se encontraban los cortijos y las tierras de Pedrarias, Lóbrega y Casablanca. Posteriormente este patronato formó parte del mayorazgo de Torralba, heredado por el Marqués de Corvera.
No cabe duda de que la historia de Almaciles va unida en gran medida a los nombres de don Pedro Serrano y doña Quiteria Nieto, pues ellos fueron los que en el último tercio del siglo XVI (1586) mandaron construir la ermita de San Antonio Abad, origen de la actual iglesia de Almaciles y quienes la dotaron de bienes. Suyas fueron, como ha quedado dicho, la mayoría de estas tierras, y suyo es también el escudo o blasón que los identifica y que se encuentra en el interior de la iglesia.
Sus nombres van igualmente asociados a un panteón que se dice mandaron construir en el interior de la ermita de Almaciles, donde quisieron ser enterrados.
No obstante ambos se pasaban grandes temporadas en los Almaciles. Tanto es así que tras la muerte de su marido, ocurrida el 2 de enero de 1597, doña Quiteria adoptó este lugar como residencia permanente. donde falleció el día 1 de febrero de 1608 siendo enterrada en esta iglesia de los Almaciles, al igual que don Pedro Serrano, su marido. 
El escudo
Del escudo nobiliario de los señores de Los Almaciles, conocido también como el de los Serrano, solo se conoce la existencia de cuatro ejemplares en piedra; uno que se encuentra en la Iglesia de Almaciles y tres en Huéscar. Hay otro de forja que se haya también en Huéscar, como veremos a continuación.
Este escudo o blasón se encuentra en el interior de la iglesia de Almaciles, aunque antes de construirse la nave norte (a finales del siglo XIX y principios de XX) estuvo presidiendo la fachada de dicha iglesia.
Es probablemente el más antiguo de los cuatro escudos, y su manifiesto deterioro sea debido a la piedra arenisca empleada en su construcción, agravado por los hielos y la humedad que sufrió durante los más de tres siglos que estuvo expuesta en la fachada norte del templo. A pesar de ello se pueden observar en el tallado de la piedra algunas diferencias con respecto a los otros tres, una de ellas es el tamaño y posición del león rampante.


Situado en la fachada de la Iglesia de Santa María la Mayor en la parte superior de la puerta de entrada dando vista a la calle Comercio.


Escudo de los Serrano sobre la fachada de la casa que perteneció a esta familia en la calle Virgen de las Angustias (conocida también como callejón del Toril) hoy convertida en un edificio de varias plantas, donde el escudo preside la puerta de entrada al mismo.


Escudo policromado que preside en la parte superior, la actual Capilla de San José de la iglesia de Santa María la Mayor de Huéscar,  anteriormente fue conocida como Capilla del Sagrario y en sus orígenes, Capilla de los Serrano. La mandaron construir el capitán don Pedro Serrano y su esposa doña Quiteria Nieto, señores de los Almaciles.



Escudo de forja que forma parte, como remate de la reja del mismo material, situado en la Capilla de San José de la que anteriormente se ha hecho referencia.



__________________
(1). Este documento está transcrito en Martínez Ruiz, E.: “Dotes y arras de Huéscar en el siglo XVI. Muestras documentales”, Initium, 1999, nº 4. págs. 669 y 670.
Bibliografía:
1.- Girón Pascual, R. M. : NOTICIAS GENEALÓGICAS SOBRE ALGUNOS LINAJES DE LA CIUDAD DE HUÉSCAR EN EL REINO DE GRANADA. SIGLOS XV, XVI Y XVII.

2.- González Barberán, Vicente: COSAS DE HUÉSCAR POR ORDEN ALFABÉTICO”. Revista Úskar nº 1. Ayuntamiento de Huéscar 1998.
3.- Pulido Castillo, Gonzalo: “ALGUNOS TEMAS DE HISTORIA OSCENSE”. Revista Úskar nº 4. Ayuntamiento de Huéscar, 2001.
4.- Rubio Lapaz, Jesús: ARTE E HISTORIA EN PUEBLA DE DON FADRIQUE. Ayuntamiento de Puebla de Don Fadrique, 2001.


No hay comentarios:

Publicar un comentario